Chucho Ramírez ve su trabajo reflejado en Medalla del Tri

  • Jesús dio a México su primer título en un Mundial; el de la Sub-17 en 2005
  • Celebró que se haya respetado su trabajo en las Selecciones Menores
  • Señaló que los jóvenes futbolistas se deben acostumbrar a ganar
De acuerdo con Jesús Ramírez, el éxito obtenido por el Tricolor Olímpico en Londres 2012 asegurándose una Medalla tiene como base el trabajo que él realizó al frente de las Selecciones Menores.

Ramírez consideró que la continuidad dada al trabajo en los representativos nacionales de categorías menores tras su salida de esa Dirección, se ve reflejada en la obtención de resultados como los títulos en el Mundial Sub-17 del 2011 y el del Torneo Esperanzas de Toulon en 2012, así como el tercer lugar en la Copa del Mundo Sub-20 del 2011, el título en los Juegos Panamericanos, y lo mismo la destacada participación que México ha tenido en los presentes Juegos Olímpicos, ya que muchos de esos jugadores han cumplido con el proceso completo de pasar por las Selecciones con límite de edad, para después dar el salto a la Primera División.

“En general se ha mantenido la continuidad, yo estuve ahí (Selecciones Menores) prácticamente nueve años, y hoy los jugadores que van participando en Selección Mayor, en Londres por ejemplo, si se echa una mirada atrás son jugadores que tuvimos en la Sub-15, en la Sub-17, son jugadores que ya tuvieron grandes roces internacionales. Se ha respetado el proceso a mi salida y creo que eso ha consolidado bien a muchos de los chavos y hoy podemos ver que en muchas Selecciones los chavos han cumplido con buenos procesos.

“Creo que la continuidad es importante, el mismo conocimiento de los jugadores entre ellos, porque en Selección Nacional se tiene muy poco tiempo para trabajar, entonces en la medida en que ese grupo se va consolidando y si se va manteniendo, no porque se tenga que mantener como equipo sino que ellos logren mantener el nivel para poder ser seleccionados, es mucho mejor y da mejores resultados”, afirmó.

"Se ha respetado el proceso a mi salida y creo que eso ha consolidado bien a muchos de los chavos"
El proceso previo a la Copa del Mundo Sub-17 en 2005 y su culminación con el título, fue el parteaguas para que el futbol mexicano, a nivel de Selecciones Menores, esté arrojando buenos resultados, indicó Ramírez, artífice del primer Campeonato Mundial para el balompié mexicano.

“Me parece que después del Mundial Sub-17 del 2005 fue un parteaguas para nuestro futbol juvenil y profesional sin duda, y creo que se ha generado una franja importante ya que de ahí nacieron los torneos Sub-20 y Sub-17 (a nivel de clubes)”, destacó.

- Las Selecciones con límite de edad han triunfado, ¿qué  hace falta para triunfar con la Selección Mayor?- Ganar, consolidar triunfos, consolidar medallas, yo creo que el nivel del futbol mexicano ha ido en ascenso, ha crecido y lo que falta es eso, ganar las competencias en las que participas y estamos en ese proceso”, finalizó.
Cargando...