El futbol mexicano tiene un calendario obsoleto

  • Con la Jornada 2 en el horizonte, cuatro equipos todavía negocian a su último extranjero

En un balompié cada vez más globalizado, el futbol mexicano confirma contar con un calendario muchas veces obsoleto.
 
Forzados a la premura para así disputar dos Liguillas al año, los equipos nacionales se ven obligados a correr en tiempos distintos respecto a las Ligas de otras latitudes, de las cuales contratan jugadores que llegan tarde a nuestro país o a tiempo, pero sin el descanso necesario.
 
Ya arrancado el Apertura 2012, el Pachuca y Cruz Azul todavía analizan si concretan la llegada de un último jugador; el Toluca aún busca al sustituto de Iván Alonso, el Atlante apenas anunció este día a su quinto foráneo, mientras que Tigres todavía no sabe si se quedará con cuatro extranjeros, en tanto que Santos anunció apenas esta semana que no buscará al extranjero que completaría la quinta plaza.
 
La falta de definición de varios planteles en buena medida se debe al calendario, pues mientras Ligas como la española o la Premier arrancarán su siguiente temporada hasta el 19 de agosto, la mexicana lo hizo desde el pasado 20 de julio.
 
Ello porque el Apertura 2012 en México culminó el 24 de mayo, muy temprano si se toma en cuenta que el torneo argentino, uno de los principales exportadores de futbolistas a México, apenas terminó el 24 de junio, mientras que el paraguayo cerró el día 8 de este mes.
 
Ese desfase también provoca que varios foráneos requieran a su llegada de varias semanas de adaptación. Tal es el caso del español Luis García Fernández, cuyo debut en Tigres todavía no tiene fecha.
 
“Él tiene que estar tranquilo, tiene que estar bien físicamente para poder jugar al nivel que él mismo espera. Si un jugador no está bien físicamente es difícil que pueda jugar a un nivel alto”, explicó el miércoles el DT Ricardo Ferretti.
 
En el Toluca, Édgar Benítez apenas busca su nivel físico óptimo, por lo que sólo jugó unos minutos en la primera jornada, en la cual también se ausentó con Jaguares el defensa argentino Christian Trombetta, procedente del Arsenal de Sarandí.
 
En tan sólo este semestre, los equipos mexicanos participarán en 276 partidos, de los cuales 167 serán del Apertura 2012, 91 de la Copa MX, 16 como mínimo en Concachampions y también 2 al menos en el Mundial de Clubes.
 
Este último torneo incluso mantiene la incertidumbre sobre el calendario de Liguilla, ya que en el improbable caso de que Rayados no clasifique a esta instancia, la Fase Final se retrasaría media semana.
 
“El futbolista aquí no está preparado para jugar dos torneos”, afirmó el delantero de Pumas, Martín Bravo.
 
Días atrás, el DT del Pachuca, Hugo Sánchez, dijo que sería benéfico para todos que el torneo comenzara un mes más tarde.
 
“Me gustaría que empezase en un mes más para estar preparado con los nuevos refuerzos que llegaron, que no ha sido tiempo suficiente”, indicó.

Cargando...