Palermo volvió ante River, se vistió de héroe e hizo llorar a todo un país

Martín Palermo es uno de los símbolos de la historia de Boca, al punto que es el máximo goleador de la institución. El "Titán" tuvo una vida de película y muchos de esos capítulos fueron ante River Plate, su clásico rival. Justamente, hoy se cumplen 12 años de uno de los más, sino el más recordado, ante el "Millonario".

 

Un 24 de mayo, pero del año 2000, Palermo regresaba a las canchas después de una rotura de ligamentos de la rodilla y el partido era nada más y nada menos que la vuelta ante River por los cuartos de final de la Copa Libertadores, en donde el "Xeneize" debía revertir el 2 a 1 sufrido en el "Monumental". 

 

En la semana, se recuerda la frase de Américo Gallego, entrenador de River, afirmando que si ellos ponían a Palermo, él iba a poner al Enzo (por Francescoli, quien ya estaba retirado). Todo esto porque el "Tolo" jamás creía que el "Titán" iba a volver en un partido tan importante, en el que se definía la clasifcación a las semifinales.

 

Sin embargo, cuando Boca ganaba por 2 a 0 Carlos Bianchi se animó a darle unos minutos al delantero, quien en la primera que tuvo recibió el balón en el área, se acomodó y definió abajo para desatar el delirio de todos los hinchas "Xeneizes", sumado a su llanto que hizo emocionar a la "Bombonera", que jamás olvidará ese día.

Cargando...